Envíos gratis en zonas con cobertura.

Para mantener la salud de tus defensas

  1. Ejercicio diario

El ejercicio contribuye a la eliminación de toxinas a través del sudor, facilitando una  buena circulación permitiendo que las células  del sistema inmunitario tengan una mejor 

respuesta a los agentes extraños.


  1. Alimentación

No sólo la vitamina C favorece a la función protectora de nuestro organismo. Los vegetales y las frutas son la principal fuente  de vitaminas y minerales.


  1. Suplementación

Complementar la dieta con un suplemento que contenga ingredientes específicamente  para reforzar el sistema inmunitario. Zinc, Vitamina C, Cúrcuma, Jengibre


  1. Descanso

Dormir poco o mal puede volverte más  susceptible a las enfermedades. Tener un sueño de calidad puede ayudar a tu cuerpo a aumentar sus defensas naturales.


Protege tu salud y la de tu familia con Seima